El ejército valenciano en Cataluña

Transcrit del llibre “Historias del Idioma Valenciano” de Ricart García Moya (2003).

El sur de Cataluña, aparte de recibir la influencia idiomática de comerciantes, estudiantes, profesores y predicadores valencianos, también dependía de la valenciana Orden de Montesa. El Gran Maestre residía en Valencia, y esporádicamente, en la antigua fortaleza templaria de Montesa. El idioma valenciano, junto al latín, era el reglamentario para los actos solemnes, redacción de estatutos, etc. Lo cuenta Hipólito de Samper, caballero de la Orden y Capellán Real:

“… las elecciones de nuestros Prelados, por estar la una en valenciano, y la otra en latín, me ha parecido reducir al castellano (…) los Capítulos (de la Orden) escritos en Valenciano, y vueltos fielmente al idioma castellano” (Samper, H.: Montesa ilustrada, t.2º, Valencia 1669, pp. 186, 228).

Con las armas y hablando en idioma valenciano, los caballeros de Montesa reprimían sublevaciones de los súbditos catalanes contra el rey de Valencia; como cuando quisieron proclamar soberano de la Corona de Aragón a un castellano en el siglo XV. Las tropas valencianas atravesaron la frontera y sofocaron a los rebeldes. Con política discreción lo narra Samper:

“Por el mes de julio de 1464, juntó el Maestre un buen troço de caballería e infantería, y con ella se fue a castigar a los rebeldes vasallos de la Abadía de Poblet, Encomienda de Esplugues, Calbo y Francoli. Lo que hizo aquí el Maestre dexaré de referir, por que voy con más cuidado de lo que he de callar, que lo que he de decir; mas no puedo excusar el dar noticia cómo castigó el Maestre a los rebeldes con tanto rigor” (Ib. t.2º, p.502).

En el siglo XVII, a lo largo de la Guerra dels Segadors, también fue ocupada la plaza de Tortosa por tropas valencianas.

 

Foto: Las nueve musas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: