Fonética alicantina, la más genuina entre todas las románicas

“Aquel árbol frondoso que cubría con sus ramas, siempre lozanas, toda la Península Ibérica, así como también de los demás países de la lengua latina, y era conocido bajo el nombre de Romancium (romance), agitado frecuentemente por fuertes y huracanados vientos, perdió su tierna copa  en el siglo V, y viose tronchado en todas sus partes durante el siglo VIII de nuestra Era cristiana. Sin embargo, quedaron su tronco y sus raíces llenas de vida y con nueva virtud fecundadora para poderse reproducir en aquellas mismas comarcas, de cuyas tierras había recibido su savia durante tantos siglos. De ese tronco, repleto siempre de vida brotaron corpulentos retoños en las regiones llamadas: Galicia, Portugal, Castilla, Aragón, Cataluña, Valencia y Mallorca”, decía en su discurso de ingreso en la Real Academia Española de la Lengua el P. Lluïs Fullana Mira, catedrático de Lengua Valenciana en la Universidad.

Y prosiguió: “Los cuales, merced al cultivo incesante de sus habitantes, no tardaron en transformarse en otros tantos árboles, diferentes en cuanto a la forma de sus ramas y el color de sus hojas, debido a los distintos climas que producían su desarrollo, pero que, esencialmente y por razón de su origen, constituyeron un solo árbol, puesto que todos tenían un tronco común y de él recibieron hoy su propia vida”.

“Por lo que hemos de sostener -agrega el P. Fullana- como consecuencia inmediata, que el cultivo de cualquiera de esos árboles ha de influir necesariamente en el cultivo de los demás árboles que proceden de ese mismo tronco…el estudio y cultivo del valenciano y mallorquín, tampoco pueden perjudicar al idioma catalán; antes al contrario, deben favorecerle en todo sentido, especialmente el cultivo del valenciano, si se estudia detenidamente ambos idiomas y se establecen los estudios comparativos correspondientes. Recordaremos a este propósito que, cuando el insigne filólogo catalán Dr. Barnils tuvo que escribir sus tesis doctoral eligió la fonética valenciana de la provincia de Alicante, por ser una de las más genuinas entre todas las románicas”.

Transcrito de “Breve Historia de la Lengua Valenciana” del gran periodista Baltasar Bueno.

Imagen: Las Provincias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: