El sorprenent amor d’Argentina per la Real Senyera i la Geperudeta

 Per Javier Navarro Andreu

A continuació, vos transcric dos cartes dels anys 80, que a qualsevol valencià de soca i arrel deurien emocionar, pel seu alt contingut de patriotisme valencià:  

Buenos Aires, 11 de Agosto de 1981 

EXCELENTISIMO SR. GOBERNADOR DE LA PROVINCIA DE VALENCIA 

De mi mayor consideración y respeto: 

Comenzar esta carta expresando el honor que siento al dirigirme a Ud., parecería usar una frase hecha y protocolar, pero le aseguro que, en mi caso especial, no es así. Hija y nieta de valencianos (mi abuelo fue el ilustre poeta requenense Venancio Serrano Clavero); habiéndome en dos oportunidades, embriagado con el acre e incomparable olor de las tracas, la dantesca visión de la Nit del Foc; haber participado en la Ofrenda vestida de labradora con mi banda argentina, cantado con emoción indescriptible el Himno a Valencia y el Valencia Canta a la Virgen de los Desamparados en la Plaza de la Virgen, el dirigirme a Ud. Hace que mi ventrículo valenciano lata con fuerza acrecentada por el recuerdo de tantos momentos felices vividos en la terreta de mis mayores. 

Mi nombre es Alba Serrano y he dedicado y dedico gran parte de mi vida rendir homenaje a España, pues así me crió mi difunto padre. He cultivado la danza y el canto lírico español (actualmente dirijo la Agrupación Lírica Amistad, dedicada a difundir el Género Chico español). Pero me dirijo a ustedes como Secretaria de la Asociación de Nuestra Señora de los Desamparados, entidad fundada hace más de 50 años para culto de la Mare de Deu. Somos 12 camareras que trabajamos intensamente y, en nombre de la Virgen, ayudamos a Asilos de Ancianos y niños y he aquí, por fin la razón de esta carta. La Senyera que posee nuestra Virgen data de 1898 y fue donada a esta Asociación por el antiguo Círculo Valenciano. Como comprenderá su estado es más que lamentable. No podemos desenroscarla del asta por temor a que se deshaga. Y aquí formalmente le pido, le ruego que si ello fuera posible nos enviaran una nueva Senyera para culto, homenaje y gloria de Valencia y de su Virgen. Próximamente acondicionaremos a la Imagen en su nuevo altar y considero que sería una ocasión estupenda para estrenar el nuevo emblema. Disculpe, su Excelencia, si le parezco atrevida, pero por amor a la Virgen me atrevo a todo. Cuando uno no pide para sí parece que es más fácil el hacerlos. Lo mismo le ocurrió a mi abuelo cuando solicitó y le fue concedido, por Alfonso XIII, el Pendón de Castilla para su Requena, donde le llevó y pase en triunfo por entre la multitud entusiasmada. ¡Qué feliz me haría el poder conseguir yo, para mi Virgen, la ansiada Senyera! 

Dejo en Ud. Esta mi inquietud y le agrego que, de ser posibles, las medidas aproximadamente (pues como le digo anteriormente, no se puede desplegar) de 1,40m.  de ancho por el largo (horizontal) proporcional. 

A la espera de alguna respuesta a este pedido, saludo a Ud. y, en su persona, a todo el pueblo valenciano, tan enraizado en mi sangre, haciendo votos por un porvenir venturoso para toda España desde esta distante, materialmente, aunque cercana espiritualmente, América. 

 

Alba Serrano 

Domicilio: Doblas 646-1424 Buenos Aires (Argentina) 

 

Pese a tot, l’ilusionada petició d’esta Associació argentina fon estèril, obtenint l’indiferència com a resposta per part del Governador de Valéncia. Per això deposità esta volta tota la seua esperança en l’entitat cultural Grup d’Acció Valencianista (GAV), a la que va remetre la següent carta:  

 

Buenos Aires, 6 de enero de 1982

SR.PRESIDENTE DEL GRUPO DE ACCIÓN VALENCIANISTA

De mi mayor consideración: 

Debo, ante todo, presentarme ante ese Grupo. Me llamo Alba Serrano, y mi abuelo paterno fue el vate valenciano Venancio Serrano Clavero, a quien admiro no sólo como nieta sino como quien lleva en sus venas sangra valenciana y española de mis antepasados. En el mes de septiembre me dirigí a la Gobernación de Valencia solicitando para nuestra Virgen de los Desamparados, imagen valenciana que se venera en la Iglesia de San Nicolás de Bari desde hace 51 años, entre cuyas 12 camareras me encuentro, una Senyera para reemplazar la que actualmente nos acompaña todos los segundos domingos de mayo, pues ésta fue donada por Círculo Valenciano, y como ya tiene 84 años y se nos cae a pedazos, se nos ocurrió que ya que vamos a renovar la capilla para una mejor veneración de la Mare de Deu, podríamos dejar junto a la reliquia la vieja Senyera y conseguir una nueva. Pero cuál no sería mi asombro al recibir la respuesta a través de mi prima, quien sirvió de intermediaria, de que esos asuntos no los resuelve el Gobernador. 

 

(Adjunto a Uds.  la copia de la carta que envié) 

Y por la misma vía me entero de la polémica desatada por los catalanistas por la Senyera y la Lengua Valenciana, y profundicé leyendo artículos publicados por su Grupo y Valencia 2000. Estoy tan consternada que no logro salir de mi estupor. ¿Querer llamar catalán a Blasco Ibáñez, al Mtro. Serrano, a Benlliure, a Teodoro Llorente, a Sorolla, al pueblo que más arte ha brindado al mundo y que como le sobra lo quema todos los años en las Fallas? 

¿Catalana la Madre de los Desamparados?, ¿la barraca?, ¿los naranjos?, ¿las flores?, ¿Catalán el pueblo con perfil más definido de España? ¿Pero qué locura es ésta? ¡Un pueblo que ha desbordado las fronteras de la península y ha asentado toda su personalidad en esta América Hispana dejándonos ya como tradición las fiestas de la Virgen y las Fallas que año a año se realizan en distintas ciudades de la Argentina! 

Señores miembros del Grupo de Acción Valencianista, disculpen mi arrebato, pero es que pienso en mi padre, recientemente fallecido, y en mis abuelos, tan españoles y tan VALENCIANOS (en mi casa se cantó el Himno a Valencia al sacar la paella del fuego, y mi coro canta todos los años el “Valencia canta a la Virgen de los Desamparados”), y creo oírlos levantando su puño furioso contra semejante sacrilegio. No sé si ustedes podrán solucionar nuestro problema, pero de no ser así, estoy satisfecha de haber podido aportar, con mis palabras, un poco de apoyo a la tarea valencianista de ese Grupo. 

Saludo con placer, Alba Serrano 

s/c: Doblas 646-1424 Buenos Aires (Argentina). 

 

El GAV a través de la seua revista SOM, demanà tota l’ajuda econòmica possible als seus afiliats, per a poder manar una Real Senyera facsímil com la que es conserva en l’actualitat en l’Ajuntament de la Ciutat de Valéncia, valorada en 200.000 pessetes.  

La crida del SOM va sorgir el seu efecte i la Real Senyera donada pel GAV a l’Associació de la nostra Senyora dels Desamparats de Sant Nicolás de Bari, aplegà un dia abans del dia de la Verge, tal i com estava previst.  

El portador de l’insígnia valenciana fon En Josep Antoni Gil, cap de vendes d’Iberia i que fon rebut per gran cantitat de valencians residents en Argentina que només vore la Senyera no pogueren resistir-se en desplegar-la i besar-la.  

Al sendemà en la Basílica de Sant Nicolás de Bari, davant de més d’un miller d’assistents un vell sacerdot valencià resident des de feya ya anys en la ciutat, oficià la missa, pronunciat algunes de les oracions en Llengua Valenciana. Durant tot l’acte la Real Senyera donada pel GAV estigué presidint l’altar major.

Despuix de la cerimònia els assistents pogueren gojar d’una magnífica paella en la Falla el Turia, llegint el senyor Gil en el transcurs del menjar una carta enviada pel GAV.

 

La fotografia és del dia de la Mare de Deu de fa dos anys, en la Basílica de Sant Nicolás de Bari i com es pot observar la Real enyera facsímil esta present en la celebració.

En esta fotografia es pot observar la Verge dels Desamparats que ix en processó pels carrers d’Argentina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: